La ley para salvaguardar la unidad del partido y el estado (1933)

En gran parte una respuesta al desorden y la disidencia en el Sturmabteilung (SA),la Ley para salvaguardar la unidad del partido y el estado se aprobó en diciembre 1933:

Seccion uno

Tras la victoria de la revolución nacionalsocialista, el Partido Nacionalsocialista de los Trabajadores Alemanes es portador del concepto de Estado alemán y es inseparable del Estado. Es una corporación de derecho público. Su organización será determinada por el Führer.

Sección dos

El diputado del Führer y el Jefe de Estado Mayor de las SA se convertirán en miembros del gobierno del Reich, a fin de garantizar una estrecha cooperación de las oficinas del partido y de las SA con las autoridades públicas.

Seccion tres

Los miembros del Partido Nacionalsocialista de los Trabajadores Alemanes y las SA (incluidas sus organizaciones subordinadas), como fuerza principal e impulsora del estado nacionalsocialista, tendrán una mayor responsabilidad hacia el Führer, el pueblo y el estado. Si violan estos deberes, estarán sujetos a jurisdicción especial tanto del partido como del estado. El Führer puede ampliar este reglamento para incluir miembros de otras organizaciones.

Sección cuatro

Toda acción o falta de acción por parte de miembros de la SA (incluida su organización subordinada) que ataque o ponga en peligro la existencia, organización, actividad o reputación del Partido Nacionalsocialista de los Trabajadores Alemanes, en particular, cualquier infracción contra disciplina y orden - se considerará una violación del deber.

Sección cinco

La custodia y el arresto pueden imponerse además de las sanciones habituales.

Firmado,
Canciller Adolf Hitler
Ministro del Interior Frick